Artículos

Los conflictos y oportunidades de la IA para las mujeres

13 septiembre 2023

Se estima que de aquí a 2030 las mujeres tendrán 1,5 más probabilidades de cambiar de ocupación debido a la inteligencia artificial en comparación a los hombres. Sin embargo, esta tecnología también podría ser una aliada en la lucha por reducir la brecha de género.

Según un estudio publicado por McKinsey Global Institute, de aquí a 2030 casi ocho de cada diez mujeres se verán obligadas a mudarse a otra empresa o perder su trabajo debido a la inteligencia artificial (IA) y la automatización en el lugar de trabajo en Estados Unidos.

Es decir, las mujeres tendrán 1,5 veces más probabilidades de cambiar de ocupación como consecuencia de la IA que los hombres. La razón detrás de esto, alude el estudio, es la sobrerrepresentación que enfrentan las mujeres -junto con hispanos y afroamericanos- en empleos peor remunerados y repetitivos, los cuales serán los primeros en ser eliminados por las nuevas tecnologías.

Sandra Barros, coordinadora de Empresas de la Asociación Chilena de Mujeres en Inteligencia Artificial (MIA Chile) y Cofundadora de Mujeres del Futuro, asegura que estas cifras son extrapolables a Chile e, incluso, “si uno fuera pesimista, podría decir que el impacto va a ser aún mayor. Latinoamérica, en general, está mucho más atrás que otros países en la implementación de IA. Por ende, el impacto negativo que va a tener en la economía o en las mujeres puede ser incluso mayor que lo que se está viendo en Estados Unidos”.

La otra cara de la moneda

A pesar de esto, desde MIA Chile, organización compuesta por representantes de diferentes entidades de la sociedad y cuyo objetivo es justamente atraer a más mujeres a la inteligencia artificial, ven esto como una oportunidad.

Sandra Barros asegura que “el impacto de la IA en los trabajos tiene dos caras. Por un lado, se estima que 85 millones de puestos de trabajo a nivel mundial serán reemplazados o modificados. Pero, por el otro lado, también estima que se van a crear otros 97 millones”.

Sandra apunta a una falta de educación en torno a la IA y las oportunidades que puede representar en cuanto a productividad, el bienestar de la humanidad e, incluso, en cuanto a la brecha de género. “Puede ser una oportunidad para disminuir un poco más la brecha. Por ejemplo, hay ciertas habilidades que, dada la presencia transversal de la IA en roles y trabajos, van a ser más relevantes en el futuro. Estas tienen que ver con habilidades blandas, el pensamiento crítico y el poder mirar las cosas de una forma mucho más íntegra. Creo que eso representa una oportunidad importante para nosotras porque, según estudios, incorporamos complementariamente muchas de esas habilidades”.

La brecha tecnológica

Según un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo y la UNESCO, a nivel global solo el 9,1% de los especialistas en inteligencia artificial son mujeres. Los expertos plantean que esta situación podría generar que la IA profundice aún más la brecha de género y de acceso a la tecnología para las mujeres.

Sandra explica que “existe una brecha digital importante entre hombres y mujeres, y eso pone en duda si seremos capaces de aprovechar la oportunidad que representa la IA”.

En cuanto a la participación femenina en carreras STEM, la Coordinadora de Empresas de MIA Chile asegura que “si no tienes suficiente inyección de mujeres que estén trabajando en tecnología, en carreras STEM, puedes tomar a estas otras mujeres que no necesariamente son de esas carreras y complementar este conocimiento con inteligencia artificial para que lideren la transformación desde sus roles y profesiones y no se vean tan afectadas por el impacto”.

La importancia de la educación

Ante esta situación, la educación se transforma en algo crucial para hacer frente a la IA mediante diplomados, cursos online e incluso posgrados. “En un futuro, se debería poder tomar posgrados en IA por especialidad, porque cada ámbito va a ser alterado. Si queremos hacernos cargo de eso, tenemos que entenderlo desde un nivel formativo”, asegura Sandra.

Desde el mundo público, existen iniciativas como becas orientadas a la IA y la inclusión de este tipo de formación en las mallas escolares que pueden contribuir. Igualmente, desde el mundo privado también existen instancias para potenciar la educación en temas de IA. “Hay empresas que entregan becas de posgrado de inteligencia artificial, pero no existe en las organizaciones una estrategia de inteligencia artificial. Esto no ha permeado los directorios todavía”, explica.

Así, la Cofundadora de Mujeres del Futuro asegura que este tiene que ser “un trabajo multinstitucional, es decir, que todas las organizaciones de la sociedad se preocupen de cómo impulsar esto”. Y advierte: “En Latinoamérica estamos atrasados. Estamos menos impactados porque venimos detrás de la ola, pero no sabemos con la rapidez que nos puede llegar”.

Compartir

Artículos relacionados

¿Cómo mantienen el impulso las mujeres en sus carreras profesionales?

¿Cómo mantienen el impulso las mujeres en sus carreras profesionales?

17 junio 2024 Leer noticia
Estudio revela que brecha salarial de género comienza desde el mismo proceso de negociación

Estudio revela que brecha salarial de género comienza desde el mismo proceso de negociación

03 junio 2024 Leer noticia
Mujeres en alta dirección: un ciclo virtuoso para las organizaciones

Mujeres en alta dirección: un ciclo virtuoso para las organizaciones

20 mayo 2024 Leer noticia