Artículos

Reino Unido: sus esfuerzos por cerrar la brecha salarial de género

13 noviembre 2019

El Reino Unido fue elegido como destino de la primera misión internacional de REDMAD a Europa por sus destacados logros en equidad laboral. En esta entrevista, la embajada del Reino Unido en Chile y la Cámara Chileno Británica de Comercio, ambos patrocinadores de la misión, nos comparten sus conquistas y desafíos pendientes en asuntos de equidad.

El Reino Unido fue destacado este año por la OCDE como uno de los países con mayores logros en equidad laboral en las últimas dos décadas, lo que responde al trabajo que han venido haciendo para reducir las diferencias de género en sus empresas públicas y privadas.

La piedra angular de la legislación británica para la equidad laboral es la Ley de Igualdad, que rige desde 2010, y compromete a las empresas a compartir información pública sobre sus brechas de género y sus progresos en el tiempo. Pero en 2018, el Reino Unido decidió ir más allá al ser uno de los primeros países en establecer el “Gender Pay Gap Reporting”, que obliga a las empresas más grandes del territorio a informar sobre las diferencias salariales entre hombres y mujeres, con lo que se sometieron al escrutinio público.

Pablo Tapia, agregado político de la embajada del Reino Unido en Chile, entidad patrocinadora de la primera misión internacional de REDMAD a Europa, reconoce que este tipo de estrategias “han servido para mantener una presión constante sobre las empresas, para que tomen medidas internas que apunten a reducir la brecha salarial”, que llegó el año pasado a su menor nivel histórico (17,9%). “Estamos comprometidos a eliminarla”, afirma.

Tapia destaca que la inclusión de la mujer a la economía ha significado un millonario aporte, en línea con un estudio difundido en 2017 por la consultora estadounidense McKinsey, que anticipó que el cierre total de la brecha salarial de género agregaría 150.000 millones de libras al Reino Unido, a 2025. “Si ha bajado la brecha salarial, entonces, imaginen cuánta cantidad de dinero han aportado las mujeres a la economía del país en este tiempo”.

La participación de las mujeres en los directorios también ha sido un tema que resolver, para lo que el gobierno recomendó tener el 30% de los altos puestos ocupados por mujeres, a 2021, a través de una carta que ya han firmado más de 160 organizaciones. “Esto aseguró que los directorios se beneficiaran de un balance de perspectivas y que las prácticas de reclutamientos sean basadas en habilidades, experiencia y desempeño, para que las mujeres puedan participar plenamente al más alto nivel de una empresa”, agrega Tapia.

La visión del sector privado

Para la Cámara Chileno Británica de Comercio, también patrocinador de la misión, la equidad de género en el ámbito laboral es tan fundamental que debe formar parte del Código de Ética de cada empresa, asegura el gerente general del organismo, Greg Holland, quien también ha brindado su apoyo para la realización de la misión internacional, con visitas a diversas empresas en Londres.

“No solo las políticas públicas o el aporte financiero han permitido aumentar fuertemente la participación de más mujeres en el trabajo. Las empresas y todos los ámbitos deben estar coordinados, sino no funciona. Los cambios no se dan si no hay mayor acceso”, dice.

En esta línea, dice que se han dado las condiciones para facilitar el ingreso al mercado del trabajo a hombres y mujeres por igual. Esto, con la implementación de políticas familiares y de flexibilidad horaria, que aplican incluso a los ministerios del gobierno. Holland pone de ejemplo el “job sharing”, o compartir un alto cargo entre dos personas, que es usual hace más de dos décadas en el Reino Unido. “Es contar en un mismo puesto con dos personas absolutamente entusiasmadas, que balancean su trabajo, su familia y su vida personal”.

Los distintos caminos que ofrece el Reino Unido para compatibilizar el trabajo, la familia y el tiempo libre, le han valido al mercado laboral británico la fama de ser uno de los más flexibles del mundo, con acceso universal y gratuito al cuidado de los niños, y al permiso parental, entre otros. Holland explica que la llegada de las mujeres a los directorios de las empresas también ha crecido “de forma relevante”, en comparación a las dos décadas anteriores. “Tener más mujeres en los directorios da una visión y una forma de pensar más efectiva (…) cuando hay mejor balance de género, la perspectiva aumenta”.

Los cambios están a la vista: en 2011, los directorios compuestos solo por hombres eran 152. En 2018, solo quedaban cinco en la misma senda.

Compartir

Artículos relacionados

El rol de las empresas: tres casos de éxito desde el mundo público y privado en la promoción de una cultura inclusiva

El rol de las empresas: tres casos de éxito desde el mundo público y privado en la promoción de una cultura inclusiva

02 octubre 2020 Leer noticia
Compañías con diversidad de género tienen un 93% más de probabilidad de alcanzar resultados financieros superiores al promedio

Compañías con diversidad de género tienen un 93% más de probabilidad de alcanzar resultados financieros superiores al promedio

02 octubre 2020 Leer noticia
Equidad de género y foco en el capital humano: la estrategia de desarrollo que impulsó Noruega

Equidad de género y foco en el capital humano: la estrategia de desarrollo que impulsó Noruega

02 octubre 2020 Leer noticia