Nuestras Socias

“Con disrupciones pequeñas se alcanzan grandes innovaciones”

25 mayo 2020

Paula Figueroa se incorporó en marzo de este año como socia REDMAD. Su experiencia en el sector de telecomunicaciones la llevó a ser parte del directorio de Telefónica en Chile y responsable para Latinoamérica. Fue una de las 100 Mujeres Líderes en 2011 por sus aportes en materia de innovación. Últimamente, ha estado centrada en en el desarrollo digital, pues está convencida que en Chile estamos preparados para la Transformación Digital. Y cree que hay que avanzar con determinación hacia la plena integración de la mujer en puestos de liderazgo, siendo proactivas y colaborativas.

Paula Figueroa es una de las profesionales que está abriendo camino para las mujeres en el mundo de las telecomunicaciones en Chile. Con más de 15 años de experiencia en el negocio de la telefonía móvil y la televisión en empresas como Telefónica, en 2011 fue reconocida como una de las 100 Mujeres Líderes de Chile, por la creación del proyecto Movistar Innova, la primera incubadora corporativa de negocios en el país.

Se trata de un proyecto que buscaba fomentar la innovación mediante un modelo colaborativo, uno de los propósitos que ha movilizado su carrera hasta ahora y del cual está convencida. “Las tecnologías requieren que muchos estén pensando cómo agregar valor sobre la conectividad”; dice Figueroa, en ese contexto “armé un modelo de innovación abierta, para fomentar la colaboración entre las empresas, emprendedores, el Estado y el mundo académico. Ese fue el inicio para que muchas otras empresas se animaran a crear programas de incubadoras”.

En marzo de este año, se incorporó a REDMAD con el propósito de aumentar la participación de mujeres en puestos de liderazgo, y particularmente en el mundo de la tecnología y la innovación, donde la mirada femenina es esencial: “Las mujeres somos capaces de conectar con la necesidad y los intereses de las personas. Los grandes modelos de negocios basados en la conectividad son ideas creativas que satisfacen una necesidad o hacen algo disruptivo a partir de la tecnología”, dice Figueroa. “De eso necesitamos mucho. Eso cambia el mundo y requerimos la mirada femenina para ello”.

Una carrera ligada a las telecomunicaciones

Ingeniera comercial en la Universidad Diego Portales, Paula Figueroa ha desarrollado su carrera íntegramente en el mundo de las telecomunicaciones, un sector que describe como “muy masculino” y al cual ingresó como memorista en la empresa CTC Mundo “en plena guerra del multi carrier”. Pocos años después, en medio del boom de la telefonía móvil, participó en la fundación de Chilesat PCS desde donde vivió “la explosión del negocio”.

En agosto de 2003, llegó a Telefónica como Chief Marketing Officer – CMO de Movistar, donde se hizo responsable de la propuesta de valor de Movistar, la marca y al gestión del negocio”, describe Paula Figueroa sobre su rol. Gracias a esa experiencia en el 2019 fue invitada a ser miembro del directorio de Telefónica en Chile, hasta abril de este año.

En Telefónica, también tuvo la responsabilidad de liderar equipos de diversos países, como encargada del negocio de TV paga y video para toda Latinoamérica, experiencia que le ha permitido valorar la importancia que dan otros países de la región a la colaboración como “eje central del desarrollo de la nueva economía”. Allí, lideró equipos en cinco países, entre ellos, España, Perú, Chile, Brasil y México.

«La magia está en caminar todos en un mismo sentido, empresa privada, aparato público y académico. En Chile tenemos las capacidades tecnológicas y el talento; nos hace falta soñar y trabajar juntos», Paula Figueroa.

“Ahí vi con sorpresa cómo han avanzado otros mercados en esto, la industria de entretenimiento colombiana, cómo colaboran entre sí para ser una potencia mundial. La industria culinaria en Perú. México actualmente es una potencia en la generación de formatos cinematográficos y contenidos de video. Estos países han logrado generar estos clusters de mercado y hoy son una potencia”, destaca. A su juicio, Chile necesita avanzar en este tipo de alianzas, con la generación de nuevos clusters económicos y de colaboración en torno a ellos.

Para lograrlo afirma que “la magia está en caminar todos en un mismo sentido, empresa privada, aparato público y académico. En Chile tenemos las capacidades tecnológicas y el talento; nos hace falta soñar y trabajar juntos, y entender que paso a paso, con innovaciones incrementales, colaborativas y sostenidas en el tiempo ya logras transformaciones. Con disrupciones pequeñas se alcanzan grandes innovaciones”, sentencia la ingeniera comercial.

Otra de las tendencias que llegó para quedarse, sostiene, tiene que ver la capacidad de escucha. “El top management y la toma de decisiones de las compañías, deberán centrarse en conocer más a las personas, sus motivaciones y necesidades”. Esta certeza la motivó a realizar el programa de Transformación Digital del Massachusetts Institute of Technology (MIT). “Hoy es posible avanzar en esto de la mano de las tecnologías. Debemos estar mejor preparados en reformular nuestras marcas, modelos de negocios y procesos en modo digital”.

Siempre comprometida con el desarrollo país, hoy se encuentra además realizando mentorías para PYMEs y emprendimientos en el ámbito de los negocios digitales.

Compromiso con la equidad de género

Desde sus roles de liderazgo, Paula ha fomentado la formación de equipos con equidad de género. “Siempre destacaban que tenía la mayor cuota de mujeres en toda la compañía. La estadística dice que uno debería encontrar talentos proporcionalmente al tamaño de la población y la verdad es que así ha sido siempre. No es más ni menos lo que uno tiene que hacer, elegir por talento y no por género”, afirma.

A juicio de Paula, hoy hay una mayor sensibilidad para incorporar a mujeres en directorios, sin embargo, considera “todavía va muy lento, Si vamos a paso de hormiga no llegamos a tener una representación de lo que es la sociedad”, acusa.

En este sentido, hace un llamado a avanzar con determinación: “Encantémonos con la posibilidad de que haya más mujeres en los liderazgos, porque cosas buenas ocurren. Hay que provocar cambios de un año a otro y mostrar tasas de crecimiento relevantes que nos permitan generar ese cambio disruptivo en un corto plazo. Para lograrlo tenemos que ser proactivas en movilizarnos y apoyarnos entre mujeres”, finaliza.

Compartir

Artículos relacionados

“Hay que dejar de ver el servicio público como algo ajeno y atreverse a participar”

“Hay que dejar de ver el servicio público como algo ajeno y atreverse a participar”

28 agosto 2020 Leer noticia
La mujer que lidera la transformación digital de la Quinta Región

La mujer que lidera la transformación digital de la Quinta Región

27 agosto 2020 Leer noticia
Elvira Chadwick: “El rol de los investigadores es llevar la calle a las mesas de toma de decisiones”

Elvira Chadwick: “El rol de los investigadores es llevar la calle a las mesas de toma de decisiones”

29 julio 2020 Leer noticia